Feed de
Artículos
Comentarios

La radio de Darwin de Greg Bear es uno de esos libros con un hilo brillante sobre la teoría evolutiva que se pierde un poco en la narración y la alarga demasiado. La historia es de pura ciencia ficción: Un retrovirus que almacenamos en nuestros genes se reactiva y comienza a matar los bebés en gestación para después crear un segundo embarazo de forma “inmaculada”. Por otro lado, encuentran en unas cuevas las momias de una familia neandertal que ya contaba con esa fórmula genética. La sociedad internacional entra en crisis, al mismo tiempo que la lucha de los científicos por encontrar una solución se combina haciendo en ocasiones que el lenguaje tan científico y la parte central del libro se haga muy pesada, no obstante y sopesando, otras partes del libro equilibran la balanza. Y te hace pensar. ¿Sabemos tanto de la teoría de la evolución? ¿Por qué una especie evoluciona de una forma y tarda tanto tiempo? En esta novela te dan una visión, en clave de ficción, de una versión personal sobre la evolución humana, pero …. y si el ser humano no ha evolucionado como siempre se ha creído… Por otro lado, un 10 la editorial de bolsillo “Punto de lectura. Ediciones B”, hace el libro cómodo, flexible…
radiodarwin

Ya hay 3 Respuestas a “La radio de Darwin, de Greg Bear”

  1. Ki dice:

    La verdad es que el libro me llama la atención bastante. El otro dia me pase por la fnac y vi que el libro de edición de bolsillo tiene un precio muy asequible.
    A ver si me lo prestas y me lo leo , sino lo comprare por unos 8€ que tampoco es un precio tan grande.
    Me encantan los libros en lo que introducen términos científicos.
    Robin Cook por ejemplo introduce palabras del mundo médico .

  2. Ner dice:

    no lo compres, te lo regalo, bro!!
    Es un poco puro por el medio, eh? avisado estás. Tengo otro del mismo autor que leeré cuando acabe el que estoy leyendo, ya veremos.
    Te lo llevo dentro de dos semanas 😀

  3. Ki dice:

    Creo que lo agantaré 😀

    Ese tipo de libros me suelen gustar bastante

Escribe un comentario