Feed de
Artículos
Comentarios

La semana pasada estuve en Amberes. Una ciudad belga muy interesante que cuenta con el segundo puerto más importante de Europa y cuarto en el mundo, plagada de terracitas con ambiente donde disfrutar de una de sus típicas cervecitas (por no hablar del chocolate, claro). El principal foco internacional del comercio de diamantes, tiene un barrio judío donde puedes ver cómo ortodoxos trabajan los diamantes y los comercializan. Tienen 3 Bolsas donde sus precios fluctúan, van con maletines y la zona está controlada, es decir, si robas uno y consigues salir del control policial de la zona, será difícil que lo vendas en cualquier parte del mundo. Por otro lado, el símbolo de Antwerp (Amberes) es la mano (en la fotografía). Cuenta la leyenda que un gigante cortaba las manos a los marineros de los barcos que entraban a la ciudad, hasta que uno decidió cortársela a él. Por eso, vemos manos por todas partes: monumentos, bombones en forma de mano… y la tercera foto…simplemente me pareció curiosa. Será que una siempre piensa mal, jeje.
amberes1
amberesplatz
amberes3

Ya hay 2 Respuestas a “Antwerp (Amberes), a la rica terracita”

  1. Ki dice:

    Tranquila no eres la única persona que piensa mal , yo al menos he pensando muy mal XD
    La historia del gigante esta muy bien , me ha gustado mucho. Aunque los bombones que trajiste no se quedan cortos… 😀

  2. Ner dice:

    El chorro de agua saliendo justo desde una arteria de la muñeca es bastante realista, no? y un poco gore igual.
    Menos mal, me quedo más tranquila con mi percepción del monumento del gigante, jeje

Escribe un comentario